Elaborando Futuro
vibo jac volver al inicio

Obras derivadas del fallo

Nueve años fueron necesarios para hacer respetar el fallo, cumplir cada unos de sus pasos y, finalmente, iniciar con  las obras de intervención en el humedal, sin alteración de su equilibrio ecológico, protegiendo la biodiversidad  y respetando el trabajo de la comunidad vecina.

A  finales del año 2008 con el PMA aprobado, la EAAB contrató cuatro frentes de obra en beneficio del humedal de Córdoba, tres de ellos relacionadas con el agua.

Corrección de conexiones erradas

Para descontaminar los colectores pluviales que alimentan directamente el humedal de Córdoba se concertó iniciar con un plan piloto en el barrio Niza Antigua el cual comenzó en junio de 2008 y terminó en septiembre del mismo año. De 160 casas en las cuales se identificó que había algún tipo de conexión errada, se corrigieron 56, el presupuesto no alcanzó para más. Se redireccionaron sus aguas servidas al sistema de alcantarillado, evitando con ello que siguieran contaminando el humedal. El resultado fue muy positivo, a pesar de quedar pendientes varias casas para las cuales se destinó un presupuesto para terminar en el año 2009. Adicionalmente se realizo el estudio en los otros barrios aledaños al humedal para continuar allí también con la corrección de las conexiones erradas. Esta obra de mediano y corto plazo va a descontaminar por completo el cuerpo de agua del humedal. Aún estamos esperando completar la meta, según la EAAB, Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, algunas de las obras presupuestadas no pudieron ser realizadas por la falta de colaboración de los vecinos para permitir el ingreso de los operarios del Acueducto. Esperamos que los vecinos sientan la importancia de colaborar para el logro de este importante objetivo.

Es bueno reconocer que en este momento, 2013, la Secretaría de Ambiente, está interesada en trabajar en equipo con la Red de Humedales de Bogotá, para definir criterios que permitan desarrollar un Plan Piloto de Control de Conexiones Erradas, priorizando aquel humedal donde el impacto de las acciones puedan ser medidas con efectividad, a la vez que aportan lecciones apendidas para  intervenciones similares en los otros humedales. ¡Buena esa!

Lograr la descontaminación de las quebradas que alimentan el humedal requiere un proceso más largo y complejo, sin embargo, ya se hicieron los estudios que identifican quién contamina y en dónde. La Secretaría de Ambiente se comprometió a recopilar estos datos y definir en conjunto con el Acueducto, otras Secretarias del Distrito, La red de Humedales y la Comunidad, acciones al respecto.

 
 
SecAccion

Galería de conexiones erradas